miércoles, 23 de noviembre de 2011

La Chica Imantada, esa niña imprudente, tenía la capacidad de  plantear las preguntas más dolorosas, cuestionamientos que me obligaban a la reflexión, a regresar hacia atrás  y caminar nuevamente sobre las marcas que dejaron mis pasos.


Señor-Pájaro-que-da-cuerda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario