jueves, 15 de diciembre de 2011

Tú nunca has volado, hoy me preguntaste que se siente volar, y aqui me tienes escribiendo esta estúpida entrada con los ojos llenos de lágrimas.

Te explique que se siente  miedo, y después solo puedes quedarte  viendo como si fuera la primera vez que utilizaras tu vista, aquel paisaje , donde atraves de aquella ventana todo se ve tan diminuto, si existe Dios así es como él ve todo, entonces , por las horas de tu vuelo, puedes sentirte así, como casi un Dios, observando a todos sin que se percaten...

Pero eso no importa ahora. Puesto que quiero explicar por qué me encuentro así por solo explicar que se siente volar.

Es dolor, el dolor de saber que todo eso, y muchas cosas más .... la haras con ella. Y yo me quedaré ahí, con lágrimas en los ojos , sabiendo de sobra que en el momento que te vea partir, tú te olvidarás de mí ,por que será entonces que veré materializado el "tú y ella" .... de qué te puede servir pensar entonces en alguien como yo?

De qué puede servirle a alguien querer y pensar en alguien como yo?

Nadie jamás lo ha hecho.









1 comentario:

  1. No me gusta volar, sentirse dios es algo que no me gustaria probar. La idea de ser omnipotente y omnipresente me hiela la sangre.
    Podria apostarte, que hay gente diferente, que piensa en alguien como usted. Siempre hay mas "El" para variar.

    Lindas lunas

    ResponderEliminar